lunes, 29 de junio de 2015

Sánchez e Iglesias, a la romántica deriva...

No dejo de escuchar a Pedro Sánchez decir que el PSOE es "la única alternativa real". Si alguien considera que aupar a PODEMOS/SYRIZA en las instituciones es sensato, yo me voy dando de baja.

El PSOE está a la deriva, y la verdad es que no entiendo por qué. Tras siete años de gobierno de Zapatero en los que España acabó hecha unos zorros, nos tocaron tres y medio de ajustes que han puesto a un sector muy potente de la sociedad española en contra del Gobierno y su política. Entonces, mi pregunta es: ¿por qué el segundo partido en número de afiliados de nuestro país no ha conseguido capitalizar el descontento social? 
Tras las elecciones del 24 de mayo, se inició en España un frente anti-PP que ha desterrado de un buen puñado de gobiernos autonómicos y ayuntamientos a la primera fuerza política de España. Después de haber repetido sin cesar que el PSOE no pactaría con populistas "ni antes ni después" de las elecciones, Pedro Sánchez lidera la odisea socialista hacia el radicalismo porque, justifica, "Podemos ha girado". 
Casi se me atraganta la tostada esta mañana al ver al líder socialista en una entrevista decir que, después de las elecciones generales, no descarta pactar con Podemos; ¡y lo dice en medio del 'corralito' griego! Los tiene bien puestos -todo hay que reconocerlo-, porque para decir semejante burrada hay que tener cierta simpleza intelectual.

Considero un absoluto insulto a la inteligencia de los españoles pensar que existe un solo ciudadano que no identifique Podemos con Syriza. Pablo Iglesias repite una y otra vez que admira las políticas que se están llevando a cabo en Grecia - las mismas que han empobrecido más aún si cabe a la población. Y encima, lleva una funda de móvil con el logo de la formación helena: porque él es así de independiente y le importa un bledo lo que los perversos capitalistas pensemos de él. Qué personalidad tan arrolladora... eso sí, que el frente pro-Zapata no falte: que aún no teniendo estudios, ¡ya somos concejales!
Hay momentos en los que imagino que, si yo fuera griego, sentiría verdadera vergüenza de estar representado por Tsipras, Varoufakis y la madre que los fundó a todos; ninguno vela por el interés general sino que, en una demostración de a ver quién es más listo y calculador, intentan llenar su propio ego personal y al interés del pueblo griego ya le pueden ir dando morcillas. Porque, mientras Varoufakis saca los maletines de Atenas con destino Luxemburgo, hay familias que desconocen si podrán realizar la compra semanal.

Como veo imposible que se vaya a retractar, empiezo a pensar que Pedro Sánchez estaría contento si solo tuviera que entregarle el Ministerio de Defensa a PODEMOS en un hipotético pacto de gobierno. Qué cazurro es, el pobre, que no se da cuenta de que le están adelantando por todos lados. Solo espero que no sea a costa de todos los demás.

No hay comentarios:

Publicar un comentario